Hotel La Gloria de Sant Jaume

Una estancia nostálgica en el hotel boutique más acogedor de Palma

Como persona que se pasa la mayoría del tiempo literalmente en el aire, en un avión, o corriendo de un lado para otro tierra firme, alojándose en hoteles, para mí ha solido significar simplemente un lugar en el que aterrizar antes de un evento o de una reunión. Un lugar en el que darse una ducha y dormir, y quizá disfrutar de un tratamiento de spa. Sin embargo, este año, mi casa de Son Vida ha sido objeto de una épica renovación, así que a menudo mi familia y yo nos hemos visto forzados a escapar del ruido y del polvo acumulado en busca de las comodidades de una casa en hoteles de Mallorca.

Nos hemos vuelto unos entendidos, en busca de un sentido del lugar que tenga menos relación con el conteo de hilos o el sofisticado servicio.

En un lluvioso fin de semana de marzo, con la necesidad de un descanso de la construcción, decidimos darnos unas vacaciones sin salir de la isla, en Palma, y pasamos la noche en el hotel boutique Hotel La Gloria de Sant Jaume, de nueva apertura. Un clima gris es algo fuera de lo común en Mallorca, pero a mí me trae a la memoria Irlanda – de donde soy – y me sentí algo nostálgica. No por ladrillos y mortero, sentí una nostalgia por la sensación de estar en casa.

Hotel La Gloria de Sant Jaume se encuentra situado en un auténtico camino estrecho del casco antiguo de Palma. Carros de caballos pasan por la calle empedrada, y las campanas de la iglesia anuncian la hora. Construido como una noble casa señorial, el edificio ha sido objeto de una meticulosa renovación por los hoteleros Heidi Wolf y Jordi Cabau. Se han restaurado elementos originales de la mansión del siglo XVI, y la atención a cada detalle, desde barandillas talladas a mano hasta una carta de vinos personal, reflejan la pasión que tiene la pareja por las 14 habitaciones del hotel.

El amable recepcionista nos ofreció algo de beber antes de guiarnos a nuestra habitación – una habitación espaciosa y luminosa cómodamente decorada con hermosos objetos y cuadros de la colección personal del dueño – y enseguida nos sentimos como si estuviéramos alojados en casa de un amigo. Lo único que echamos de menos fue el hervidor de agua para el té en la habitación (solo había café), y una mesilla junto a la cómoda silla para poner una taza habría podido formar parte del escenario de una tarde lluviosa de ensueño, acurrucada con un libro.

En lugar de eso, mi marido y yo decidimos explorar el spa subterráneo, y ponernos unas lujosas batas para bajar. Para ser un hotel boutique, el spa es impresionante, con una piscina, una sauna y adorables tumbonas en las caballerizas originales del edificio. Una vez relajados y refrescados, nos vestimos para cenar y nos pusimos cómodos en acogedores sillones aterciopelados de tonos preciosos en el bar, con una copa de cava antes empezar con la cena. El restaurante es cómodo, y trae a la memoria los bares de hoteles antiguos europeos. Cuando unos buenos amigos se unieron a nosotros, nuestra conversación animó el ambiente y creó una alegre velada bebiendo vino y compartiendo tradicionales tapas.

Después subimos a nuestras habitaciones, para acomodarnos entre las lujosas sábanas. Nuestra habitación daba a las calles regadas por la lluvia, y entre el silencio de la noche se formó una imagen pintoresca y dormimos de maravilla. Si por las mañanas te gusta remolonear en la cama, quizás te interese una habitación más silenciosa en la parte trasera.

Ya familiarizados con el hotel, y mucho más a nuestras anchas, bajamos al desayuno de tipo bufet. Una taza de té negro y un delicioso huevo escalfado sobre salmón ahumado fue la reconfortante comida ideal para mí.

Recomendaría el Hotel La Gloria de Sant Jaume a cualquier persona que quiera sentir que ha «llegado» a Palma. El auténtico palacio urbano mallorquín, meticulosamente renovado, se sitúa orgulloso en la estrecha calle de Sant Jaume, a tan solo unos pasos de lo más emblemático de la ciudad, convirtiéndolo en la mejor elección de hotel boutique para una escapada de fin de semana.

Address details

Hotel Glòria de Sant Jaume

Carrer Sant Jaume, 18, Palma